Buscar
  • Sin Son Live

LA IMPORTANCIA DE UNA BUENA RESPIRACIÓN

Actualizado: 12 de dic de 2019

Respirar bien cuando hacemos ejercicio, requiere su técnica. Para lograr que reciba el oxígeno necesario durante la práctica de ejercicio físico, es imprescindible respirar correctamente, de tal forma que controlemos el flujo y el ritmo en cada inspiración y espiración.

Así lograrás rendir más y evitarás el cansancio prematuro o la posible aparición de malestar, mareo y fatiga por falta de oxígeno.



Siempre que hagas ejercicio, no descuides tu respiración. Sé consciente de ella en todo momento, sea cual sea el tipo de ejercicio que estés realizando.Para respirar correctamente cuando haces ejercicio, debes inspirar el aire por la nariz y espirar expulsándolo por la boca.



Todos hemos escuchado el consejo de “coge aire por la nariz y suéltalo por la boca”. Pero lo cierto es que en la práctica nos damos cuenta que esta técnica no ayuda a absorber el oxígeno necesario para el cuerpo. La verdad es que por la boca entra más cantidad de aire y eso es lo importante, no por dónde entre. Si realizas ejercicios de baja intensidad que no requieran mucho esfuerzo la respiración nasal es suficiente, pero cuanto más intenso y fuerte sea el entrenamiento más oxígeno necesitarás y más te recomendamos que abras la boca para cogerlo.



La capacidad pulmonar es muy importante, el problema de muchos deportistas es que no trabajan bien la respiración y es por ello que pueden sentir fatiga antes de lo previsto. Parece fácil el simple hecho de aspirar y expirar aire, algo de lo que ya nacemos aprendidos, pero lo cierto es que en cada sesión de entrenamiento hay que saber hacerlo de una forma distinta, dependiendo del ejercicio.



Una vez cada cierto tiempo es recomendable realizar una respiración profunda en desportes de resistencia, asegurandonos de que el aire llena los pulmones por completo y el oxigeno resudial se intercambie por uno más nuevo.



El factor psicológico de la respiración consiste en que tu cuerpo subconscientemente relaciona la fatiga con una respiración descontrolada y ruidosa.

En muchas ocasiones hemos oido hablar de que entrenar con música aumenta tu rendimiento, pero en realidad parte de ese rendimiento es gracias a que no oímos nuestra propia respiración, eso conlleva a que nuestro cerebro no es consciente del ruido ocasionado por el jadeo y el descontrol respiratorio y por ello no enviará avisos de fatiga respiratoria hasta que entres en fases extremas de entrenamiento.



Evita las máscaras, no son más que articulos de márketing con un fin comercial, ni te ayudan a producir más globulos rojos y por encima corres el riesgo de entrar en hipoxia (falta de oxígeno) lo que dejenera en un entrenamiento pobre, sin energia y con acumulacion de fatiga.

Los atletas profesionales se van a entrenar a zonas con alta demanda de oxigeno durante meses, conviviendo alli, descansando y durmiendo alli, y cuando se aproxima la competición, se vuelven a niveles de altitud cercanos al mar,. Pero tú con una máscara no conseguirias nada de todo esto, ni aunque durmieses con la cara tapada, ya que no solo influye la falta de oxigeno en el cuerpo para el rendimiento: la presión atmosférica, el clima, etc...


0 vistas